¿Publican material inédito de Miguel Abuelo?

Luego de sortear algunos problemas que lo mantenían ocupado en la Justicia de Córdoba, Gato Azul Peralta Bogdan deslizó que tiene un proyecto en ciernes que consiste en publicar parte del gran cantidad de material registrado por su padre que aún se mantiene inédito.

"Mi papá antes de morir estaba grabando el último disco de Los Abuelos de la Nada. Hay un material inédito, por eso es un trabajo que hay que tomar con mucho respeto. No es una cuestión de hacer algo solo comercial. Si Dios quiere, volveré a Buenos Aires donde me esperan Kubero Díaz, mi primo Marcelo Fogo y Daniel Melingo. Cuando esté listo, Cachorro López es muy posible que lo produzca y Andresito (Andrés Calamaro) seguramente vendrá a colaborar en la última parte. Son temas, letra y música, y mucha poesía. La idea es trabajar con los ex Abuelos para mantener la línea. Con el nombre yo podría bailar cumbia y hacer plata. La verdad es que eso no me interesa" dijo en una nota exclusiva publicada en la edición cordobesa del semanario Perfil.

El hijo de Miguel Abuelo y la bailarina Cristina (Krisha) Bogdan había sido condenado a una condena en suspenso por tenencia simple por el Tribunal Oral Federal 2 (TOF2) por una causa que data de enero del 2016. Según se advierte en la nota firmada por la periodista María Ester Romero,  Gato Azul había sido detenido mientras trasladaba, desde su casa en el Valle de Punilla, unas 364 plántulas de cannabis sativa cuando fue interceptado por policías de la Provincia en el cruce del camino al Mirador al río Quilpo en proximidades de San Marcos Sierras. Tras ser detenido, el juez que entendía en la causa había fijado una fianza de 20 mil pesos para dejarlo en libertad. El dinero que según cuenta el abogado de Gato Azul, Carlos González Quintana, fue aportado por el actor Lito Cruz, entrañable amigo del alma mater de Los Abuelos de la Nada.

Miguel y Gato. Imagen extraída de la película "Buen día, día" de Sergio "Cucho" Constantino.

¿Podrá Gato hacer público el material de su padre?

La cuestión en torno a los derechos sobre la obra de Miguel Abuelo no es sencilla y ya ha tenido algunos antecedentes que hacen presagiar un horizonte problemático. En el año 1997, Gato tuvo la intención de reflotar el proyecto de su padre y para eso convocó a su primo Chocolate Fogo (bajista de la última formación de los abuelos), Gustavo Bazterrica, Polo Corbella y Alfredo Desiata (integrantes de la segunda y más popular versión de la banda) y a Adrián Gómez que se hizo cargo de los teclados. Luego de presentarse de una serie de conciertos en los que incluso llegaron a compartir escenario con los también ex abuelos Andrés Calamaro y Willy Crook,  el proyecto se estancó por las discusiones legales en torno a los derechos legales sobre el nombre y las obras de Miguel. ¿El inconveniente? Krisha Bogdan.

La madre de Gato Azul Peralta Bogdan mantiene una postura tajante con respecto al material de Abuelo que están a su disposición. El tema, incluso, ha tomado tintes mitológicos en torno a la existencia de escritos y canciones que el artista habría dejado listos para su edición en las horas previas a su muerte ocurrida el 26 de Marzo de 1988. Entre los integrantes de lo que supo ser un pequeño círculo íntimo que lo rodeó a lo largo de su vida se repite con certeza que "en algún momento van a aparecer nuevas cosas de Miguel" aunque advierten que "habrá que ver cómo". Gato supo ejecutar algunas de esas canciones a las que tuvo acceso cuando también reeditó a su padre con el proyecto "Gato Azul en banda" (Miguel había llamado "Miguel Abuelo en banda" al proyecto germinal de la última formación de Los Abuelos) y allá por el 2014 cuando había realizado algunos conciertos homenajes que nombró "Gato Azul en sintonía con Los Abuelos de la Nada". Parte de los escritos del saltinbanquin nacido en Munro en Marzo de 1946 también se fueron conociendo a lo largo de los años a través de recuperaciones periodísticas y documentales que fueron editándose en torno a su figura. Pero el misterio en torno a todo lo que quedó tras su partida continúa ocupando un lugar central en la expectativa de sus seguidores.

La palabra de Krisha

A finales del siglo pasado, el diario Página/12 logró dar cuenta de algunas de las razones que mantienen a Bogdan en la postura de intransigencia que sostiene desde hace tres décadas. "El nombre Los Abuelos de la Nada es una marca registrada por Miguel. Y si Miguel hubiera querido que fuera de su primo, de su sobrino o de otra gente, lo hubiera registrado a nombre de otros también", explicaba al Suplemento No del matutino porteño. "Lo registró nada más que a su nombre para que lo heredemos mi hijo Gato y yo. Mi hijo está enfermo y, aprovechando su enfermedad, lo involucraron al armar la banda sin haber pedido mi consentimiento. Yo tengo el 50 por ciento de los derechos de la marca, y tiene que ser de común acuerdo" decía en los tiempos en que parecía que el proyecto de refundar el proyecto de Los Abuelos parecía algo posible. Así opinaba Krisha hace veinte años. Ahora, mientras el hijo que tuvo con Miguel Abuelo en Londres allá por la primera parte de la década del setenta asegura estar en condiciones de afrontar el desafío que se viene proponiendo hace décadas, el debate se reabrirá con una pelea de fondo cargada de desencuentros, leyendas y disputas familiares. Nada hay que nada prohíba. Un nuevo capítulo en torno al mito de Miguel Abuelo está a punto de volver a comenzar.

Artículos recomendados